El Colegio Manuel Peleteiro

El Colegio Manuel Peleteiro es un centro de enseñanza privado no subvencionado, sin vinculación religiosa ni política. Fundado en 1951 por Don Manuel Peleteiro Irago y Doña Dolores Ramos Fernández mantiene su compromiso con una enseñanza integral y de calidad para lograr la excelencia académica. Por ello somos una referencia a nivel nacional en la educación Infantil, Primaria, Secundaria y Bachillerato.

No sólo nos preocupa el aspecto académico, también consideramos vital el proceso de adaptación de cada alumno en particular. En este sentido, nuestro equipo de tutores realiza un trabajo diario de asistencia al alumno, respetando las características individuales de cada uno de ellos, reforzando su confianza y ayudándoles a reconocer sus fortalezas.

Forman parte del centro:

  • Unos alumnos que se sienten identificados con los valores promulgados por el Colegio.
  • Un claustro de profesores altamente cualificados, comprometidos con el Colegio e implicados con sus alumnos.
  • Unos padres implicados e identificados con la línea educativa del Colegio.
  • Una red de relaciones personales basadas en el respeto mutuo entre los diversos miembros de la comunidad educativa.
  • Una metodología pedagógica en permanente actualización con los medios materiales y tecnológicos necesarios para alcanzar los mejores resultados académicos.
  • Unas instalaciones que favorecen un ambiente propicio para el aprendizaje.

¿Qué queremos?

Nuestro objetivo es que los alumnos desarrollen al máximo sus capacidades a nivel intelectual, físico, artístico y emocional. Por ello, desde su fundación, el Colegio Manuel Peleteiro ha destacado por proporcionar a sus estudiantes una formación integral que les permite afrontar su futuro de una forma responsable. Con este fin, el equipo de tutores del Colegio ofrece una atención personalizada a todos nuestros alumnos para ayudarles a convertirse en personas autónomas, con capacidad crítica, comprometidas consigo mimas y con la sociedad que les rodea.

Nuestros valores

Respeto: El derecho a ser respetado y la obligación de respetar a los demás son la base fundamental de la convivencia.

Esfuerzo y perseverancia: La constancia en el trabajo ayuda a ser mejores, a progresar. Es el camino para el desarrollo personal.

Responsabilidad: El cuidado y la atención permite tomar decisiones de forma autónoma, ejerciendo la libertad de forma adecuada.

Honestidad: Tratar de forma justa y razonable tanto a uno mismo como a los demás.

Empatía: La capacidad para identificarnos con otros mejora las relaciones personales y fomenta la tolerancia.

Trabajo en equipo: Potencia la eficacia en el trabajo creando un entorno saludable, fomenta las capacidades sociales y nos prepara para el futuro.

Sentido de la pertenencia: Orgullo de formar parte del Colegio Manuel Peleteiro.